marzo 03, 2008

Soplones de alto nivel


En todas partes se cuecen habas, decía mi abuela, y las altas esferas económicas de los más prestigiados bancos europeos no han sido la excepción en los últimos tiempos. Gracias a soplones y mucho dinero de por medio, se destapó una cloaca multimillonaria que puso al descubierto los nombres de muchos evasores de impuestos que anónima e impunemente transferían sus fortunas a los maravillosos paraísos bancarios en Lichtenstein y las Islas Cayman en los el pago de impuestos para los cuentahabientes es casi nulo amparándose en el tan llevado y traído "secreto bancario".

El primero de los escándalos saltó a la luz pública a finales del pasado año cuando un empeado ardido del Bank Julius Bär en las Islas Cayman de nombre Rudolf Elmer y haciendo uso de la información confidencial a la que tenía acceso, publicó en la página de internet Wikileaks la forma en que dicha institución bancaria lavaba el dinero de sus clientes e incluyó una lista muy completa de éstos, luego de ser despedido de su puesto debido a una enfermedad que lo tuvo postrado el tiempo suficiente como para que le dieran su carta de retiro sin contemplaciones. Ante la imposibilidad del banco para demandar a su ex-empleado, los abogados de la institución abrieron una juicio en los Estdos Unidos en contra de la empresa que hosteaba la página en la que fueron publicados los tan comprometedores datos. En un principio el juez asignado al caso, mediante un mandato judicial, ordenó el cierre del sitio de internet. Medida de la que luego se retractó cuando los abogados de Elmer citaron uno de los artículos de la Constitución Estadounidense que la consideraba ilegal. La polémica sigue servida, aunque el banco no tiene mucho más por hacer, siguen en pie de guerra. Sea cual fuere el veredicto final, la credibilidad y confianza de los bancos suizos ha quedado por los suelos.

El segundo y más reciente caso, lo protagonizó el Servicio de Inteligencia Alemán (algo así como el equivalente al FBI norteamericano) al comprar por una cantidad entre 6 y 7.5 millones de dólares, la lista de clientes alemanes del Banco de Lichtenstein (propiedad del príncipe que rige el pequeño país y a quien se a tratado de desligar del escándalo) y otras entidades bancarias suizas. Según el gobierno alemán, ésta sería una forma de rescatar una buena parte del dinero producto de la evasión fiscal de sus ciudadanos. Al final, y después de recuperar por lo menos doscientos millones de euros blanqueados por los lichtensteineses, hicieron pública la lista a los medios junto con el nombre del funcionario que vendió los datos: Heinrich Kieber. Una forma de los alemanes en el poder, de lavarse las manos ante la compra millonaria que en gran medida también corresponde a una no muy transparente práctica de la justicia.

"Money makes the world go around" cantaba Liza Minelli allá en 1972 en la película Cabaret situada en el Berlín de los años treinta, ahora parece que las cosas no han cambiado mucho y hasta puede resultar profética. En México estamos hartos de la corrupción del gobierno, de la pasividad de una gran parte de los ciudadanos y de que las cosas no se hagan como deber ser; pero no somos los únicos ya que cualquier sociedad por muy primermundista que se precie tampoco estâ excenta de malos manejos por intereses personales o gubernamentales. Una cosa si es segura, en estos tiempos modernos de tanta tecnologia y conocimiento en cualquier campo de la vida, las viejas prácticas de traiciones y deslealtades que a través de la historia han costado reinos, gobiernos y millones de vidas, siguen vigentes a pesar de los pesare manejando el mundo a su antojo para el que no hay modernidad que valga. He dicho!

4 comentarios:

Anónimo dijo...

You are mentioning the case of Rudolf Elmer (former COO, Chief Operation Officer of Bank Julius Baer on the Caymans). You should know about the connections between this bank and Raul Salinas. I have a document in front of me which is a copy of a transcript taken in the Almoloya de Juarez Prison (Mexico's most severe maximum security penitentiary), dated December 1995. Salinas opened two accounts at the Bank Julius Baer: one in the name of Raul Salinas de Gortari and an other Account in the name of Novatone (a corporation). Rudolf Elmer - mentioned by you in your post - was able to identify one of his colleagues (Curtis Lowell Jr., the former representative of Julius Baer, Mexico City and former member of the advisory board of Julius Baer, Cayman) as the investment manager of Raul Salinas (and of other members of the Salinas family) the one who helped Salinas placing his money. It has to be assumed that the proceedings against Elmer and the Bank Julius Baer where closed in the meantime.

kerubin@ dijo...

Thanks a lot for your comment, Raul Salinas' case has at least more than ten years running up without good results until now about the money. Unfortunatly, trial against this man in Mexico refers only to the sources of the hidden money in those banks, representatives of institutions have no importance for the justice. Althoug, of course, they had a big incomme because of this "little" job.

Just one correction, I guess in your last sentence you ment Curtis Lowell instead Rudolf Elmer.

Nancy dijo...

Keru pues como tu dices, donde quiera se cuecen habas y pues aquí vemos claramente que la ambición de una persona colocada en una posción en donde ve tanto dinero ir y venir, finalmente se ve tentada a tener lo mismo, aunque creo yo que una persona con un puesto de ese tamaño, no debería tener problemsa económicos o al menos creo que podría llevar una vida bastente cómoda, pero como te digo, comienzan a ver los lujos y las excentricidades de sus clientes y la moral se empieza a relajar poco a poco al concederse cada vez mas actos corruptos con tal de hacerse de determinada cantidad de dinero, lo malo es que cada vez esa cantidad creo que les va pareciendo poco hasta que terminan haciendo malandrinadas supermillonetas, creo que mas que con la cultura esto tiene que ver con la naturaleza de cada quién, los valores y cuestiones mucho más personales.

Keru, 2 días sin dormir y sigo... te mando un abrazote y espero que ya estés mucho mejor.. Besos!!

Nancy

Ivi dijo...

Excelente post Keru! A veces como que solo escuchamos situaciones de este tipo en ciertos paises pero vaya que los hay en todos lados!!- el dinero y el poder son armas muy peligrosas- La corrupción es un "virus" que se contagia muy rápido. Muchos saludos y ya sabes, espero tu llamada cuando andes por aquí. Ivi