julio 20, 2006

Famosos Televisivos: asi, o más patéticos?

Desde hace unas semanas puedo seguir desde este lado del charco los acontecimientos de mi tierra gracias a Televisa (aunque nunca fué santo de mi devoción, por acá no hay otra alternativa en cuanto a televisión mexicana vía satélite).

Es increíble, pero desde hace 7 años que no veía nada "en vivo", la caja tonta mexicana ha cambiado mucho. Quisiera decir algo positivo de este cambio pero no lo encuentro, la verdad es que está peor que nunca. De cualquier lado que se le busque todo es exageración, aburrimiento, copias, divos, divas, personas vulgares engrandecidas por esta pantallita que tanto dinero les procura y más que nada falta de moral y sensibilidad. Que conste, no digo que algún otro país sea mejor o peor que mi México lindo y querido, pero si me dejó un poco triste lo que ví.

Empezando por los noticieros, el tal Loret de Mola comentando las notas con frases como "no brinca sin huarache", y nada menos que a nivel IN-TER-NA-CIO-NAL!, por otro lado Fernando del Rincón (en la cadena hermana de Televisa: Univisión)ofrece las noticias casi gritando, como si estuviera en un mercado ambulante y por si fuera poco teniendo como compañera a una lectora de noticias con pechuga al aire a todo lo que dá. A quién se le ocurrió hacer tremenda sugerencia? Quién se toma en serio las noticias con esas vedettes? Solo hay que recordar a Bolita Ayala en su época junto a Jacobo Zabludowsky ó a Marina Isolda en Noticiero Domeck, si acaso alguien que lee este post vivió en esos años.

De los programas, uf! de ahí si que hay tela de donde cortar. Los artistas ya no saben que hacer para, o una de dos: tener más contratos ó de plano ganar dinero contando "dizque" su vida. En el último de los casos hacer algo parecido a un reality con una cámara siguiendo "famosos" a todos lados. De lo peorcito, ahí les va algo de mi veneno:

Ejemplo No. 1: Niurka Marcos, primero su romance, después boda y al final el divorcio con el productor Juan Osorio (cuernos y quemazón de impotente incluidos); bueno hasta un videohome se hizo sobre el tema. Luego su profundo amor por el desconocido Bobby Larios (fotos sensuales y reality-montaje tambien incluidos), ahora el escandalo del divorcio. En este mismo renglón de "mi vida es un calvario, pero quiero que salga en la tele para, ya de perdido, tener mas dinerito" podemos encontrar el "caso" de Jorge Salinas y Andrea Noli, el "caso" de Kippy y Alby Casado, ó el aberrante montaje del luchador llamado Cibernético contra quien le pongan, eso si, fuera del ring como Wanda Seux (más ridícula no se puede), su "novicita" la luchadora Estrellita, etc etc etc. Me dan pena ajena.

Ejemplo No. 2: Juan José Origel, no conforme con sus "finos modales" (allá en Guadalupe se dice otra forma) en La Oreja, cover del programa que le dió fama, ahora nos receta otro que en su forma más primitiva pudo haber sido un programa de crónica de sociedad, pero que por las emisiones que he visto es algo así como "los aristócratas también nos empedamos y decimos chingaderas". El, que siempre se ha autocongratulado de ser íntimo de la gente más "nice" de la sociedad mexicana, ahora nos sale con un bodrio lleno de palabrotas, borracheras y joterías.

Ni hablar de otros programas: repetitivos (Otro Rollo, El Show de Cristina), copias baratas (Es de noche y ya llegué, Bailando/Cantando por un sueño), soporíferos (Las Hijas, que en realidad debería de llamarse Las Jijas, Sábado Gigante) ó ya de plano para apagar el televisor (Hasta Adentro, La Hora Pico, Cero en Conducta).

Pero, como dijo la Chimoltrufia: como digo una cosa, digo otra. Hay otros que si no son una joya televisiva, por lo menos entretienen ó informan de una forma más simple y amena como es el caso del Teacher López Doriga ó Nuestra Casa. Este último tiene mérito a parte, porque demuestra que no se necesita ni mucho presupuesto, ni vulgaridades ni "estrellitas marineras" para cumplir con su cometido; es casi el equivalente en la era moderna de aquel exitoso programa de Madaleno y Paco Stanley, y en los ochentas "Alegrías de Mediodía". Además, tienen una barra de películas los fines de semana que está genial, unas son de la Epoca de Oro del Cine Mexicano y otras del Nuevo Cine Mexicano; es agradable para los que ya no vivimos en "casa" recordar aquellas que odiábamos tanto por haberlas visto una y mil veces, ahora nos hacen con nostalgia apreciar lo que dejamos a un mar de distancia. Y las más nuevas nos actualizan, aunque sean de hace 5 o más años, para saber que se hace ahora en la pantalla grande.

"... Mexico lindo y querido, si muero lejos de tí, que digan que estoy dormido, y que me traigan aquí..."

Ahí se ven... y nunca mejor dicho.

4 comentarios:

camachor dijo...

Creo que lo mas conveniente en estas épocas es tener TV de paga porque ahí le varias con las series del SONY o FOX y en los deportes por ESPN y FOXSports, porque la programación de la TV Libre, quien sabe dónde verán sus programas porque son malísimos. Además hay personajes que aparecen hasta en la sopa de todos los programas, como los que mencionas (Niurka y Bobby) y hay mas, como Arturo Carmona, Maribel Guardia, Latin Lover, etc, etc.

kerubin@ dijo...

Es verdad, además en algunos canales gringos hay hasta subtitulos en español!!

Por cierto, que con Cable y todo, tampoco te pierdes La Oreja, eh?

Saludos!

The_Saint_Mty dijo...

Yo casi solo veo...a Joaquín y AmericanIdol, ajá de acuerdo contigo..se necesita el cable..de mínimo. Saludos!

P.D. De veeez en vez, también veo la Oreja, jajaja..

enblanco dijo...

hola buenaS TARDES OS DEJO MI DIRECCION PARA QUE ME DIGAIS LO QUE PENSAIS,GRACIAS
WWW.ENBLANCODIVX.BLOGSPOT.COM